La creativa madre que cambia los rostros de las muñecas para romper los estereotipos de belleza irreales

Cuerpos perfectos, rostros irreales son los componentes de las famosas muñecas Barbies, actualmente han aparecido nuevas marcas pero mantienen el perfil de la chica sensual.

Anuncios

Anuncios

Las cirugías plásticas, la obsesión con el gimnasio, productos para bajar de peso y de belleza, son cada día más habitual en las mujeres y varias estadísticas afirman que las muñecas usadas en la niñez son un factor importante en la futura autoestima de las pequeñas.

Una joven madre estadounidense afirma que era fanática de estas muñecas cuando era niña, “Tenía un montón de muñecas, y las amaba a todas y cada una de ellas. Les daba nombres, biografías, e historias.

Incluso les hacía pequeñas comidas! Teníamos aventuras juntas. Me devastaba si perdía una. Se me rompía el corazón cuando una se rompía”.

Para ella cada una de las muñecas era una amiga muy especial, sin embargo por alguna razón a su madre no le gustaba que jugara con esas muñecas, “Yo no entendía porque a mi mamá no le gustaba que jugara con las espectaculares Barbies y sus grandes casas”.

Cuando creció comprendió a su madre ya que ella sólo quería protegerla de que tuviera un ideal de belleza que podría haberle afectado en su vida, ya que las muñecas generan controversias por su apariencia con sus cuerpos idealizados y con curvas, maquillaje excesivo, e incluso su tono de piel puede afectar mucho la forma en que las niñas se perciben a sí mismas.

Esta Joven madre decidió romper los esquemas y actualmente a todas sus muñecas de colección y a las que pide su pequeña hija, les cambia el rostro, con un poco de alcohol borra el excesivo maquillaje de estas y dibuja ojos sensibles y luminosos como los de una niña, por otro lado quita el labial y les deja un maquillaje suave que a la vista parece ser una boca normal.

Las muñecas son representaciones de lo bonito, el problema es que los estereotipos de belleza de las Barbies no se parecen en nada a las pequeñas que juegan con ellas, esto provoca que surjan problemas de autoestima en las niñas.

La lucha de las madres del mundo es a diario ya que quieren que sus hijas tengan los juguetes que están de moda pero no quieren que sus pequeñas tengan problemas de apariencia que les puede afectar en su presente y futuro.

Para que las niñas tengan ese regalo deseado sin romper su autoestima, esta madre está rompiendo con los estereotipos, sus videos de cómo les cambia el rostro están dando la vuelta al mundo en las redes sociales y muchas mujeres están tomando esta iniciativa para romper prototipos de belleza irreales y conectar a las niñas con lo esencial de la mujer la delicadeza y la femineidad.